Corte Suprema condenó a exmagistrado Gustavo Malo

Body

La Corte Suprema de Justicia, a través de la Sala Especial de Primera Instancia, condenó al exmagistrado Gustavo Enrique Malo a nueve años y ocho meses de prisión por los delitos

 Colprensa

La Corte Suprema de Justicia, a través de la Sala Especial de Primera Instancia, condenó al exmagistrado Gustavo Enrique Malo a nueve años y ocho meses de prisión por los delitos de concierto para delinquir, cohecho propio y prevaricato por omisión.

Malo por intermedio del abogado Luis Gustavo Moreno Rivera y del exmagistrado Francisco Javier Ricaurte Gómez, negociaba la justicia a cambio de coimas, explicó el fallo.

“Condenar al exmagistrado Gustavo Enrique Malo Fernández a la pena de 116 meses y 12 días de prisión, multa de 94.48 salarios mínimos mensuales legales vigentes e inhabilitación para el ejercicio de derechos y funciones públicas por 127 meses y 17 días”.

De acuerdo al alto tribunal quedó claro que el entonces magistrado se concertó con funcionarios públicos y con particulares para abordar a congresistas -como los exsenadores Musa Abraham Besaile Fayad y Álvaro Ashton- contra quienes cursaban indagaciones penales en única instancia en su despacho, a fin de adoptar decisiones contrarias a la ley y de paso entorpecer los procesos a cambio de millonarias coimas.

Se evidenció que el exmagistrado con el fin de dar cumplimiento a los compromisos adquiridos con ‘El cartel de la Toga’, sin argumento alguno retiró del cargo al magistrado auxiliar José Reyes quien adelantaba la investigación contra Musa Besaile-, para frenar el proceso que cursaba contra el excongresista.

“Los acercamientos con los aforados era tarea de los abogados Luis Gustavo Moreno Rivera y Leonardo Pinilla Gómez, para lo cual Malo Fernández, por intermedio de Francisco Javier Ricaurte Gómez, exmagistrado de la Sala Laboral de la Corte Suprema de Justicia y exmagistrado de la Sala Administrativa del Consejo Superior de la Judicatura, suministraba datos al grupo para que fueran utilizados al abordar a los citados congresistas”.

En cuanto al delito de prevaricato por acción por el que fue acusado Malo Fernández, la providencia lo absolvió, por considerar que no había pruebas.

Categoría principal